Se inunda la casa de un pastor de la iglesia que decía que los desastres naturales son castigos contra los homosexuales

Tony Perkins es el presidente del Family Research Council, asociación conservadora y homofóbica que afirmó que el huracán Joaquín era un castigo divino por la legalización del matrimonio homosexual. Ahora, una serie de tormentas en Lousiana donde él vive arrasaron su casa junto con otros 40.000 hogares.

Perkins también se alegra de que en Uganda se “mate a los gays”  y opina que la tasa de suicidios en los jóvenes de la comunidad LGBT se explica porque son conscientes de su “anormalidad”. Perkins tuvo que escapar en una barca cuando la inundación comenzó a entrar en su casa, en una tormenta de proporciones bíblicas, considerada por los científicos simplemente como un efecto del cambio climático.

Cuando le ha tocado a él sufrir la ira de su Dios, Perkins comentó que los cristianos afectados por la inundación estaban a prueba por este ejercicio espiritual y que debían agradecer a Dios por considerarlos “dignos de sufrir por obra suya”.

 

Fuente: Elciudadano.cl

loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *